Ya Recibes nuestro Boletín de Novedades? Inscríbete aquí

 

SEF Translate

 

La estación de esquí de La Molina, en el Pirineo de Girona, se convierte en los meses de verano en el paraíso para los amantes de las vacaciones activas, en solitario o en familia.

 

Uno de sus principales atractivos es su Bikepark, uno de los mayores del Pirineo, con 50 kilómetros de pistas balizadas de todos los niveles, pero la oferta de actividades es mucho más amplia, ya que podemos hacer senderismo, estirarnos en la fina arena de su Playa de montaña, montar en Pony, recorrer su lago en barca a remos o pedales, realizar alguno de los circuitos del parque de aventura en los árboles, refrescarnos en la piscina, tirarnos en los tubbing o botar en los hinchables.

 

Este año hay un nuevo pase que combina el Bikepark, con las actividades del lago, los tubbings y la piscina: El Forfait Non Stop La Molina. A un precio de 27 Euros puedes realizar estas actividades sin límites. Si solo utilizas el Bikepark el forfait te saldrá desde 16,50 euros.

 

En nuestro caso nos centramos en el Bikepark con su nueva zona de Cap de Comella, servida por el Telesilla del mismo nombre y que suma tres nuevas y largas pistas, que en algún caso aprovechan el antiguo trazado de las que había el pasado año en la zona de trampolí.

 

De las tres, hay dos verdes y una azul, bastante largas y sinuosas. El día de nuestra visita, la pista Moli, en teoría la más fácil del complejo, se había convertido en un pedregal debido a las copiosas lluvias de los días anteriores. En cambio las otras dos estaban en buenas condiciones y accesibles sin un gran nivel en descenso, eso si son largas, pero cómo hay espacios para parar, no es problema.

Puestos a recomendar, si no queremos pedalear, os recomendamos la pista azul del Bosc, bastante suave y sin subiditas, que sí tiene la parte final de la verde All for One. Nosotros las hicimos todas en varias ocasiones, y recomendamos tanto la Bosc cómo la All for One,¡muy chulas!

 

Para reponer fuerzas entre bajada y bajada en la nueva cafetería de Costa Rassa, en la parte alta de Cap de Comella, podremos tomar un café, un refresco, un buen crep o algo sólido.

 

En el sector de Alp 2500, servido por la telecabina tenemos las pistas más cañeras y largas, dos rojas, tres azules y una negra. En nuestro caso solo tuvimos tiempo para hacer las azules y una roja, todas en muy buen estado, trazados muy bonitos, sobretodo la de Coll de Pal y la Guineu. La roja de Marmota es muy espectacular y recomendable solo si tenéis una buena base técnica.

 

En la parte baja tenemos el Wood park y el Jump Park, no muy señalizados al final del lago, ambos merecen una o varias visitas, no por complejidad sino por bonito trazado y diversión.

 

El material para el descenso solo lo podemos alquilar en la tienda de base de la estación, delante del telecabinay en la Tienda El Cèrvol Blanc de Font Canaleta.

 

Respecto al senderismo, este año la estación propone algunas rutas muy interesantes, pensadas para familias, con un primer tramo en remonte y luego una pequeña ascensión hasta los picos de Puigllançada o la Tossa d'Alp, desde dónde tendremos unas vistas panorámicas de media Cataluña.

 

Para ir con niños es una gran opción ya que disponemos de varias atracciones y juegos dónde los peques disfrutarán de una jornada increíble y no dudarán en repetir al día siguiente.

 

El día lo podemos acabar relajándonos en la Piscina de la Molina.

 

contentmap_plugin
Anitravel Armenia

ContentMap

contentmap_module
Go to top